La Cámara de Diputados informa a la Cámara de Obispos que el 12 julio de 2018 consideró C009 (Inmigración: Convertirnos en una Iglesia Santuario El acto de la Cámara es:

Coincidir

1) Se resuelve, con la aprobación de la Cámara de Diputados, Que la 79a Convención General de la Iglesia Episcopal, en obediencia a los numerosos mandatos bíblicos que imploran que no perjudiquemos ni oprimamos al extranjero entre nosotros y el propio mandato de Jesús de cuidar al extranjero y de conformidad con nuestro Pacto Bautismal, que reafirme la resolución 2015-D057 apoyando el Movimiento Nuevo Santuario; y asimismo

2) Se resuelve, Que la Iglesia Episcopal ruegue a sus miembros, como personas de fe y personas de conciencia, que desafíen y cuestionen cualquier ley, política o práctica de inmigración injusta que se contraponga a nuestro mandato bíblico "Al extranjero no maltratarás ni oprimirás" (Éxodo 22:21); y asimismo

Se resuelve, Que la Iglesia Episcopal recomiende que sus instituciones y congregaciones se conviertan en lugares bienvenida, refugio, curación y otras formas de apoyo material y pastoral para aquellos que sean deportados debido a su estatus migratorio o algún estado de diferencia percibido y que colaboremos con nuestros amigos, familias y vecinos para garantizar la dignidad y los derechos humanos de todas las personas; y asimismo

4) Se resuelve, Que la Iglesia Episcopal aliente a sus miembros a conectarse con comunidades e instituciones de santuarios locales y nacionales, coaliciones religiosas y grupos de derechos de inmigrantes, y participen en la educación, organización, defensa y acción directa, y otros métodos según se considere apropiado en cada contexto, para garantizar la salvaguardia, seguridad y debido proceso para los inmigrantes con un enfoque en mantener unidas a las familias de la comunidad indocumentada y ayudar a equipar a las congregaciones, al clero y a los líderes laicos para que participen en dicho trabajo, según los contextos locales, la capacidad y el discernimiento; y asimismo

5) Se resuelve, Que la Iglesia Episcopal afirme el apoyo de nuestra iglesia a las políticas ejecutivas de los EE. UU. que restan importancia a los actos de imposición de inmigrantes contra quienes no han cometido delitos graves y reafirme el apoyo de nuestra iglesia por los actos del Congreso para una reforma integral y justa del descompuesto sistema de inmigración de los Estados Unidos como se pide en la resolución 2009-B006 de la Convención General: "permita a millones de inmigrantes indocumentados que han establecido raíces en Estados Unidos y que suelen ser padres y cónyuges de ciudadanos estadounidenses tener una forma de legalizarse y lograr la integración socioeconómica plena en Estados Unidos."


Ver versión original